“La carne subió un 30 por ciento y es porque los frigoríficos que más faenan hoy están cerrados”

0
Es crítica la situación de los dos frigoríficos cooperativos chaqueños a quienes el INAES les retiró la matrícula. Mientras tanto, se observó un incremento notorio de los precios en las carnicerías de Resistencia, Chaco.
Luis Sotelo, presidente de la Cooperativa de Trabajo Grupo Unidos Resistencia Ltda., señaló a El Diario de la Región -editado por los trabajadores de la Cooperativa de Trabajo La Prensa Ltda.- que la movilización realizada el día lunes 16 tuvo por objetivo pedirle al gobernador Peppo que intervenga ante los entes reguladores.
Los trabajadores de la carne, acompañados por sus familias, se movilizaron en caravana desde el frigorífico hasta Casa de Gobierno, en Resistencia. Allí se manifestaron entre bocinazos, banderas y batucada.
Luis Sotelo, presidente de la cooperativa, planteó que este frigorífico -junto al de Puerto Vilelas, también cooperativo-, son los que más faenan en la provincia. “Veníamos queriendo arreglar de lo más tranquilo, pero no hay respuestas para las cooperativas”, manifestó y reiteró que justamente las sanciones recaen sobre ambas cooperativas de trabajo que son las que abastecen al Gran Resistencia, Vilelas, Fontana y Puerto Tirol.
“Hoy lo que está pasando en estas ciudad es que al no haber carne las que viene de afuera vienen más caras, la carne subió un 30 por ciento y es porque los dos frigoríficos que más faenan en el Chaco hoy están cerrados”, denunció.
“También decimos que si a nosotros nos hacen problemas porque ocupamos la matricula (para terceros), también lo están haciendo los del interior pero ellos son privados”, agregó. Para Sotelo los entes nacionales y provinciales deben rever la situación del sector, ya que hay prácticas que son comunes al sector cárnico, sin las cuales no habría rentabilidad. Sin embargo, las sanciones no caen sobre las empresas privadas.
El pedido de intervención al gobernador es que interceda por los trabajadores ante el Registro Único de Operadores de la Cadena Agroindustrial (RUCA) para que se desbloquee su matrícula y así seguir trabajando mientras actualizan las exigencias en sus documentaciones.
Sotelo advirtió que ningún funcionario se acercó a brindar colaboración, excepto el diputado Luis Obeid, quien los acompañó en dos oportunidades hasta la sede del Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES) en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, pero no pudo solucionar la situación. “Nos pidieron documentación tras documentación, y en definitiva hace un mes que estamos parados y siempre hay una documentación que falta”, señaló.

Fuente: El Diario de la Región (Resistencia, Chaco).

Compartilo!

Deje su comentario

A %d blogueros les gusta esto: